Parque de Madrid. Curiosidades Antiguas

Curiosidades de un parque. Imaginando 

En esta ocasión me voy a referir al parque de Polvoranca, sito en la provincia , o comunidad, de Madrid. En realidad creo que pertenece al termino de Leganés, aunque también linda con Fuenlabrada y Alcorcón.

Es un parque muy curioso porque se pueden ver restos que quedan de antiguas construcciones, y sobre todo echar mucha imaginación. Podemos imaginarnos una antigua aldea a la que no debían de faltarle los recursos básicos de subsistencia a juzgar por el tipo de terreno, propicio a la siembra, en el que no solía escasear el agua. Con lo cual no debía de ser excesivamente complicado que allí hubiera varias clases de animales. En sus tierras se podrían combinar huertas y cereales.

Alimentos basicos

Aunque seguramente no responda a la fiel realidad, se me antoja imaginar una especie de paraíso donde podríamos gustar de variadas frutas de época, pan caliente, huevos, leche…Caray no sigo, se me hace la boca agua. Lo que quiero decir es que si en realidad no fuera tal paraíso no sería porque la tierra no se ofreciera a ello sino por razones de otro orden.

Animales del parque. Vida y trabajo

Me imagino que habría en este parque, hoy parque, antiguamente lugar de vida y trabajo, habría digo tanto animales domésticos como salvajes. Por ejemplo, aparte de vacas, cabras, ovejas, proporcionando leche y sus derivados, habría también peces porque entiendo que los ríos, antiguamente claro, al no estar contaminados, serían una fuente de estos animales.

Vida en común

Aquí si que todo lo que os quiero decir parte de mi imaginación , incluso de mi fantasía, quiero decir que a lo mejor sería una comunidad que se auto-abasteciera en lo referente a alimentos, pudiendo vender o hacer trueque con lo que sobrara de cubrir sus necesidades, dándose la característica de encontrarse situada junto a rutas muy transitadas. Pero esto es producto de la ficción que me viene a la cabeza.

Volviendo a la realidad. Actualidad

Realmente lo que me apetecía era hablar de como me hubiera gustado que fuera el parque en aquella época. Lo que si os puedo decir como cierto es que en la actualidad, en su arroyo, hay patos. También corren conejos por sus tierras. Y algo visto por mi, lo mejor que puedo hacer es dejaros su imagen. Os dejo adivinar que es. ¿Es fácil, no?

 

 

Deja un comentario